En Mayo, una acción de clase a nivel nacional fue presentada contra el USCIS y el DHS por demoras en la adjudicación de solicitudes para documentos de autorización de empleo (EADs). La demanda alega que las demoras de adjudicación del EAD y el fallo de emitir EAD’s interinos son ilegales, específicamente que ellas violan el Acta de Procedimiento Administrativo que gobierna las acciones de las agencias federales.

Regulaciones requieren que el USCIS que debe de adjudicar una solicitud de EAD dentro de un periodo de tiempo, normalmente 90 días, o emitir una autorización de empleo interino si este periodo de tiempo ha expirado.  Cuando el USCIS falla en no hacer ninguna de las dos, los extranjeros nacionales son dejados en una posición precaria, ellos arriesgan perder sus empleos, cualquier beneficio relacionado al trabajo, y en algunos estados, sus licencias de conducir, aunque tengan status de inmigración valida.