El Proyecto de Derechos del Inmigrante, American Immigration Council, Dobrin & Han, PC, y National Immigration Project of the National Lawyers Guild recientemente presentaron una demanda colectiva en el tribunal federal del distrito en el Estado de Washington, en nombre de inmigrantes quienes han sido desinformados sobre la fecha límite del asilo de un año, como también aquellos a quienes se les ha prevenido presentar el asilo debido a los largos atrasos y las reglas de procedimiento desapiadadas en el sistema tribunal de inmigración.

Todos los inmigrantes tienen exactamente 365 días para presentar su asilo desde la fecha que él o ella llega a los Estados Unidos, a no ser que existan “nuevas circunstancias”. Se detienen los inmigrantes que llegan de forma ilegal quienes tengan miedo de retornar a sus países natales, se ubican en un procedimiento de expulsión y se emite un Notificación para que se Presente en el tribunal de inmigración, aunque casi nunca se fija la fecha. La fecha depende de cuando los oficiales de inmigración realmente presentan la Notificación con el tribunal. No se sabe la razón, pero esta acción normalmente se demora meses, a veces más de un año. Mientras tanto, los inmigrantes no pueden presentar una petición de asilo aunque la fecha límite de un año es inminente. Aún más, aun cuando se fija la fecha, los inmigrantes solo pueden presentar debidamente sus solicitudes de asilo durante una Audiencia Preliminar. Generalmente, estas Audiencias Preliminares se llevan a cabo mucho más después que ha pasado el periodo de un año luego que llego por primera vez el inmigrante.
 
Este problema procesal deja a los inmigrantes en un aprieto. Aún si quieren solicitar el asilo y están preparados, se les impide hacerlo. Para empeorar las cosas, los oficiales de inmigración no están notificando a los inmigrantes que tienen que presentar la solicitud dentro del año. El resultado es que se les niega los derechos de debido proceso a los inmigrantes. Ya basta. Los abogados de los demandantes están presionando a los tribunales de inmigración y a DHS para que aprueben un plan para corregir este problema y restablecer los derechos de debido proceso para los que buscan asilo y se les ha negado la posibilidad de presentar sus solicitudes de asilo. Este pleito puede durar varios meses, a menos que DOJ y DHS se hagan responsables de sus faltas y enfrenten el problema ellos mismos. Cualquier cambio legal de la norma actual de un año tendrá que venir directamente del Congreso.