Luego de una recomendación por parte del su defensor el pueblo, USCIS implementará una política de admisión provisional para los solicitantes de la visa U (víctimas de crímenes quienes han ayudado a la policía y la fiscalía) y miembros de familia que viven en el extranjero que califican. Dado que el número de visas U disponibles tiene una limitación de 10,000 al año, la visa U ha acumulado una larga lista de espera de solicitantes. Han permitido quedarse a los que están dentro de los Estados Unidos hasta que la visa U esté disponible, pero personas que han solicitado la visa U desde más allá de nuestras fronteras, en ocasiones tienen que esperar años antes de recibir su visa y  de poder ingresar a los EEUU. Como resultado, las víctimas de crímenes que viven en el exterior no han podido asistir a los investigadores y fiscales. USCIS anunció que desarrollarán una política, la cual se completará en el año fiscal 2017, que permitirá presentar las solicitudes de la visa U concurrentes con las solicitudes de la admisión provisional.